<-- ANUNCIO VW VOLKSWAGEN ANULADO A VENCIMIENTO -->

Armas, cocaína y marihuana en una 'tienda' de drogas de Almería

Hay tres detenidos, acusados de los delitos de defraudación de fluido eléctrico, contra la salud pública, y tenencia ilícita de armas


Parte del material incautado en la operación

ALMERÍA HOY / 04·12·2019

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado en Almería un punto de venta de cocaína y dos plantaciones de marihuana ocultas en el interior de dos inmuebles. Durante los registros practicados, uno de los arrestados intentó deshacerse de una pistola.

Durante los más de seis meses que duró la investigación policial, los agentes pusieron de manifiesto la existencia de un punto de venta de droga muy activo sito en el barrio de la Chanca. Allí acudían numerosas personas ajenas al barrio, quienes entraban a la vivienda y a los pocos segundos la abandonaban con premura. Las continuas vigilancias llevadas a cabo por los investigadores fueron dando sus frutos, logrando además localizar dos nuevas plantaciones de marihuana, e identificando a los responsables del punto de venta y las plantaciones de cáñamo.

Simultaneidad en el tiempo para los registros

Con toda la información recabada, la Policía Nacional dispuso la práctica simultánea de cuatro registros domiciliarios. En el primero de ellos en el punto de venta de droga, fueron intervenidos 1.993 euros en efectivo, 5 gramos de cocaína y 22 gramos de hachís dispuestos para la venta, tres balanzas de precisión, además de útiles para el empaquetado y venta de las dosis.

En otros dos inmuebles estaban ocultas y en proceso de floración 319 plantas de marihuana, junto con 56 transformadores eléctricos, 55 lámparas, 54 bombillas de 600 watios, 8 extractores de aire, un filtro y cinco ventiladores.

En el último de los registros, donde residía el principal de los encartados y responsable del punto de venta de droga, los agentes intervinieron 43 cartuchos blindados del calibre 9 mm parabellum, 122 cartuchos del calibre 12, dos cachas de una pistola marca Llama, y una pistola de calibre 9 mm parabellum.

Con ocasión del registro de dicha vivienda, el arrestado arrojó por la ventana dicha arma, para intentar deshacerse de ella, yendo a parar a una azotea próxima dónde fue recuperada por los agentes.