<-- ANUNCIO VW VOLKSWAGEN ANULADO A VENCIMIENTO -->

"Mojácar la Vieja existió cien años"

Las investigaciones realizadas durante este verano datan la fundación del asentamiento a mediados del siglo XII y su abandono a mitad del XIII


El doctor José María Martín Civantos en un momento de su exposición

ALMERÍA HOY / 12·10·2019

Los resultados preliminares de la campaña arqueológica 2019 de Mojácar la Vieja que esta realizando el laboratorio MEMOLab. de Arquelogía Biocultural del Departamento de Historia Medieval de la Universidad de Granada fueron expuestos al público en la tarde de ayer.

El Concejal de Turismo del Ayuntamiento de Mojácar, Emmanuel Agüero, abrió la presentación dando la bienvenida al numeroso público que llenó el Centro de Usos Múltiples para seguir las explicaciones del desarrollo del los trabajos realizados por los arqueólogos en esta segunda campaña de excavaciones.

También estuvieron presentes la Alcaldesa de Mojácar, Rosa María Cano, el Equipo de Gobierno del Consistorio, la Presidenta de la Fundación Valparaíso, Beatrice Beckett y Teresa Santiago, Directora de Proyectos de la Fundación.

Emmanuel Agüero tuvo palabras de agradecimiento para los propietarios de los terrenos implicados en la excavación por su colaboración, así como al pueblo de Mojácar, al Ayuntamiento a la Fundación Valparaíso y a los más de 100 arqueólogos que han participado en los trabajos de campo y de investigación.

Las conclusiones de las excavaciones realizadas en esta campaña 2019 corrieron a cargo de nueve arqueólogos del equipo de investigación de MEMOLab que han dirigido cada una de las áreas y el estudio, en su conjunto, de los descubrimientos realizados en Mojácar La Vieja.

El trabajo que va realizando el Laboratorio MEMOLab, según explicó su director, José María Martín Civantos, esta orientado desde el punto de vista científico y social. Como uno de los primeros asentamientos islámicos de la zona, es de interés en su estudio el conocimiento de las partes que van descubriendo y la comprensión de su origen en relación a la conexión humana con el medio ambiente, un contexto cultural y natural, de gran importancia para conocer qué fue Mojácar: su historia y su entorno, recuperar una parte de su patrimonio y de su configuración social e histórica.

La campaña 2019 ha sido básicamente la continuidad de la realizada el año anterior: La zona de muralla y acceso al castillo y la parte superior fortificada y su funcionamiento con muchos nuevos descubrimientos que van dando una forma más global de lo que significó Mojácar La Vieja.

Tras la explicación por parte de los arqueólogos de cada una de las áreas que han colaborado con los trabajos de excavación y los nuevos descubrimientos realizados en relación con el año anterior, las conclusiones finales y los avances en el estudio de Mójácar la Vieja se han centrado en la confirmación de su creación, en el siglo XII, a medio camino entre un asentamiento rural que ya empieza a tener un carácter urbano, que esta organizando un territorio y tiene funciones administrativas que dependen de él. Queda la importante cuestión de cómo se funda, de dónde sale la población que la conforma, si se crea por agrupación natural de los habitantes del entorno o bien es el Estado Almorávide, construyendo un castillo quien invita a la población para realizar este asentamiento con fines políticos o militares.

Aunque hay dos grandes fases de construcción en Mojácar la Vieja, se van viendo muchas modificaciones, cambios en las estructuras incluso en relación a la propia puerta de entrada que se van realizando constantemente.

Mojácar la Vieja empieza a abandonarse en la segunda mitad del siglo XIII. Un periodo de vida relativamente corto, unos cien años, pero sí muy intenso.

Fue sin duda el cambio de asentamiento la respuesta a las necesidades defensivas de un nuevo emplazamiento más fácil de amurallas, con mejores vistas al mar y posibilidades defensivas.