<-- ANUNCIO VW VOLKSWAGEN ANULADO A VENCIMIENTO -->

“Moreno Bonilla vino a Almería a quitarnos 10 millones de euros del edificio de consultas externas”

El PSOE exige al presidente andaluz que atienda las necesidades de la sanidad almeriense ante el río de dimisiones que se ha registrado en un año


Noemí Cruz

ALMERÍA HOY / 21·01·2020

La parlamentaria andaluza del PSOE de Almería Noemí Cruz Martínez ha exigido explicaciones al presidente andaluz, Juanma Moreno Bonilla, por “quitarles a los almerienses 10 millones de euros del edificio de consultas externas de Torrecárdenas” y le pide encarecidamente que “atienda las necesidades de la sanidad almeriense ante el río de dimisiones que se ha registrado en un año”.

Según la parlamentaria socialista, “a esto vino” el pasado viernes Moreno Bonilla, “a quitarle 10 millones de euros a la sanidad almeriense para llevárselos a otro sitio”. Esta forma de actuar del PP “nos recuerda los peores tiempos de Rajoy”, ha dicho, cuando en lugar de seguir con unas obras “que ya estaban perfectamente planificadas las paralizaba, recortaba proyectos o los anulaba con el objetivo de llevarse el dinero a su tierra, a Galicia, como ocurrió con el AVE, o a la de sus ministros, a Canarias, como ocurrió con la línea eléctrica Caparacena-Baza-La Ribina”.

Cruz Martínez recuerda que se trata de una obra que ya debería haberse iniciado, puesto que el contrato se firmó en julio de 2019, y que ahora se abandona por las tres derechas, después de llevar 6 meses la empresa adjudicataria con un contrato en vigor valorado en 10,5 millones de euros y que ahora se ha frenado. “Es un engaño terrible a los almerienses, ante el que el delegado y los dirigentes de las tres derechas en Almería no pueden permanecer callados”, ha asegurado.

“Los mismos que hacían el paripé pidiendo 300.000 euros en enmiendas en sus propios presupuestos de la Junta de 2020 para el Hospital Universitario de Torrecárdenas, ahora le quitan 10 millones como si no pasara nada”, ha afeado la parlamentaria del PSOE a PP y Ciudadanos.

Estamos ante una decisión muy grave, según expone, puesto que la obra “ya fue adjudicada e incluso contratada en el mes de julio”. “Se trata sin duda de una tomadura de pelo en grado extremo, puesto que nadie se puede creer que sea ahora, medio año después de adjudicarla y un año desde que las derechas se hicieran cargo del gobierno de la Junta, cuando deciden que hay que cambiar el proyecto”, ha enfatizado Cruz Martínez.

La realidad, para los socialistas, es que Moreno Bonilla está actuando “como siempre ha actuado la derecha con Almería cuando llega al poder, quitándole a la provincia lo que le pertenece para llevarse esas inversiones a otras zonas donde el PP tiene otros intereses políticos y no podemos permitirlo”. “Que sigan con la obra y si quieren mejorarla, que la mejoren ejecutándola”, ha mantenido.

Un río de dimisiones

Noemí Cruz también ha llamado la atención sobre el río de dimisiones que se ha llevado por delante a media cúpula del SAS en Almería, como consecuencia de los compromisos adquiridos por el Partido Popular y que no se están cumpliendo ni de lejos, fundamentalmente en materia de inversiones y de personal.

“Los profesionales de la sanidad almeriense han necesitado solo un año de gobierno de la derecha para darse cuenta de la retahíla de mentiras acumuladas por el Ejecutivo de Moreno Bonilla que, lejos de realizar nuevas contrataciones, ha aumentado las listas de espera quirúrgicas, el tiempo para conseguir una cita con el especialista y ha reducido la plantilla de médicos en las urgencias de La Inmaculada un 60%”, ha asegurado.

Noemí Cruz ha pedido que ante estos hechos “den la cara” tanto del consejero de Salud, Jesús Aguirre, como el propio delegado provincial, “del que solo sabemos que ha comido bien cada vez que ha ido a Olula del Río a ver el centro de salud y poco más”.

El presidente de la Junta “tiene que dar explicaciones urgentes del motín que tiene a punto de estallar en la sanidad almeriense y actuar de manera rápida para atender las demandas de los profesionales y de los almerienses, que no merecen ser segundo plato en nada, y mucho menos en la sanidad”, ha censurado la parlamentaria andaluza del PSOE de Almería.