<-- ANUNCIO VW VOLKSWAGEN ANULADO A VENCIMIENTO -->

La 'Ruta de Luis Siret' pone en valor el patrimonio de Las Herrerías y Villaricos

Su trazado permitirá recorrer la historia y la cultura que encierran las construcciones y edificios del siglo XIX que salpican las dos pedanías de Cuevas del Almanzora.


Isabel Campoy, Casimiro Fernández y la edil de Cultura Miriam Quintana

ALMERÍA HOY / 04·01·2020

Cuevas del Almanzora disfrutará muy pronto de un nuevo sendero homologado con gran calado cultural, histórico y patrimonial. Se trata de una ruta que permitirá recorrer no sólo el atrayente paisaje natural de sierra y ramblas con el que cuenta Cuevas del Almanzora sino también la historia y la cultura que encierran las construcciones y edificios del siglo XIX que salpican las pedanías de Las Herrerías y Villaricos.

La creación de la ‘Ruta de Luis Siret’, cuyo trazado coincide en gran parte con el diseñado por Luis Siret para el tren que transportaba el mineral hasta Villaricos, supone un proyecto completo que cumple con varios objetivos interesantes y que incrementa no sólo la oferta turística, deportiva y cultural del municipio, sino que además lo hace desde la recuperación y conservación de un entorno con gran valor paisajístico y ecológico, con un uso más sostenible de sus recursos y con la puesta en valor de un legado de trascendencia nacional e internacional.

La ‘Ruta de Luis Siret’ recorre una zona que fue el epicentro de la actividad minera del siglo XIX y permite conocer algunos de los rincones más emblemáticos de la minería de Las Herrerías hasta la costa de Villaricos, pasando por lugares de gran interés como la casa del ingeniero belga. Igualmente, el sendero permite observar la Necrópolis Fenicia, la Torre Vigía de Villaricos y la playa Luis Siret.

El sendero es un proyecto presentado por la concejalía de Deportes y Juventud del Consistorio cuevano a la convocatoria de la Junta de Andalucía para fomento de las infraestructuras turísticas en zonas de patrimonio natural, consiguiendo una de las dos únicas subvenciones concedidas en la provincia de Almería. De esta forma, la ejecución del sendero, con un presupuesto de 30.228,76 euros, será subvencionado en un 70%, es decir, 21.202,13 euros.

Desde la delegación se ha valorado la inclusión en dicho proyecto de un modelo de desarrollo medioambientalmente sostenible, así como de actuaciones que mejoran la accesibilidad universal del destino y la seguridad del mismo.

Cabe recordar que la ruta toma el nombre del ingeniero y arqueólogo belga considerado padre de la arqueología peninsular y artífice de los primeros y más importantes descubrimientos sobre la cultura y la sociedad que habitó Cuevas del Almanzora y alrededores hace miles de años. Además, Siret tuvo gran influencia en el entorno de Las Herrerías donde vivió durante muchos años descubriendo y plasmando el valioso patrimonio industrial y arqueológico de la zona. De ahí que el Ayuntamiento cuevano se plantee realizar este sendero que permita al visitante conocer esa riqueza y la figura de Siret.

Por otra parte, la ruta permite recorrer parajes que, dependiendo de la época y aprovechando un clima privilegiado durante la mayor parte del año, ofrecen una interesante diversidad de flora y fauna a los pies y en las faldas de la impresionante Sierra de Almagro.

El sendero se inicia al lado del Bar Eugenio de Las Herrerías, recorriendo alrededor de 6 kilómetros y pasando por una pista que llega a las antiguas escuelas, adentrándose más tarde en una mina a cielo abierto, y alcanzando Las Rozas, donde se encuentra la casa de Luis Siret. A continuación, recorre la Rambla y el Río Almanzora hasta llegar a la Cala Luis Siret de Villaricos, donde el belga tenía su otra casa.

De la pedanía cuevana se vuelve hacia el punto de salida, pasando por la Necrópolis Fenicia y la barriada minera de El Arteal, construida en 1948, y que invita a la imaginación a recrear la vida de aquellos mineros y sus familias durante la época de esplendor de la minería en Cuevas. Las construcciones mineras y los restos de aquellas se pueden observar por todo el recorrido hasta volver a llegar al punto de partida.

Durante el sendero se habilitan diversas derivaciones que permiten observar más de cerca algunos de los más interesantes vestigios de aquel decisivo siglo XIX, de su gran industria y las asombrosas construcciones que derivaron del boom minero. Cabrias mineras, edificios residenciales, viviendas, fundiciones, además de yacimientos arqueológicos, son algunos de los elementos que hacen de este sendero un camino único y exclusivo, que nace con el propósito de incrementar la oferta deportiva, cultural y turística de la localidad, pero que además abre la posibilidad de ir incrementando los servicios y las experiencias de visitantes y vecinos poniendo en valor la historia y la riqueza cuevana.

La Ruta de Luis Siret, que verá la luz en pocos meses, ha contado con la colaboración de la Asociación de Vecinos Guadalupe de las Herrerías, quienes junto a la concejalía de Deportes, han mostrado su satisfacción ante esta buena noticia que supondrá dar a conocer la importante figura de Siret y el interesante patrimonio de Las Herrerías. Tal y como apuntaron Casimiro Fernández y la alcaldesa pedánea de esta pedanía, Isabel Campoy, “esta ruta supondrá un aporte histórico muy interesante a Las Herrerías y a Cuevas del Almanzora en general, además de vincular la importante figura de Luis Siret a esta barriada, donde dejó un gran legado y donde vivió y murió”. “No sólo eso – añadió Fernández- sino que este sendero supone un paso adelante para ir desarrollando más proyectos que permitan consolidar la zona como un destino turístico más atrayente a través de la recuperación del patrimonio”.

Por su parte, la concejala de Deportes y Juventud, Miriam Quintana, ha destacado: “con esta nueva ruta conseguimos un segundo sendero homologado en nuestro municipio, que hasta hace dos años no contaba con ninguno. De esta forma, estamos consiguiendo mejorar la oferta deportiva y turística de nuestro pueblo, incrementando la calidad de nuestro entorno natural, recuperando lugares de gran belleza que no se valoraban, y, en este caso, además consiguiendo que se conozca y se tenga conciencia de los valiosos recursos patrimoniales e históricos y culturales con los que contamos. Además, lo hacemos de la mano de nuestros vecinos, contando con su participación y su opinión que es como creemos deben hacerse las cosas”.