<-- ANUNCIO VW VOLKSWAGEN ANULADO A VENCIMIENTO -->

Levantamiento de alfombras


..
PERFECTO HERRERA

Cercanas las elecciones locales 2019, comienza el posicionamiento de las distintas organizaciones políticas en relación con los proyectos de futuro que se ofrecen a los ciudadanos y posibles electores. Dichos proyectos de futuro deberían de centrarse en la oferta electoral y los objetivos a conseguir para mejorar las condiciones de la gente.

Sin embargo, una tentación frecuente de algunos políticos es la de ejercitar lo que se ha venido en llamar “levantar alfombras”, o sea, revisar la actividad política de los equipos de gobierno salientes para poner en exposición pública sus vergüenzas.

Hablar del levantamiento de alfombras es una actividad que, aparte de un dispendio, pues se piensa hacer a posteriori lo que se debería de haber hecho desde la oposición, es una confesión pública de que dicha actividad opositora no se ha hecho con efectividad, y un arma arrojadiza, pues los que se dedican a este tipo de hacer política olvidan que a ellos también les pueden hacer lo mismo en el futuro.

Medios para hacer una oposición responsable los hay. Si no se ejercitan, se hace dejación de funciones, incumpliendo el papel que los ciudadanos les han otorgado. Esperar a estar en el gobierno para dedicar más medios públicos a algo que se debería de hacer en las funciones de control al gobierno desde la oposición, es un dispendio doble: dispendio para investigar lo pasado y dispendio al no dedicar todo su esfuerzo en resolver los intereses generales.

A falta de poder utilizar el levantamiento de alfombras en el Ayuntamiento de Almería, por razones obvias, el actual alcalde, se hace eco de dicha actividad “alfombril” por el reciente Gobierno de la Junta de Andalucía. Olvida el Sr. Alcalde capitalino que, ante la inminencia de un proceso electoral en que puede revalidar la alcaldía o dar paso a otra opción, puede su gestión ser sometida a ese mismo levantamiento. Cabe recordar que la UDEC ha entrado en las dependencias municipales en alguna ocasión buscando indicios de gestiones oscuras. Y la bisoñez política no puede ser una excusa.

Sin ir más lejos, hoy, día 25 de marzo, el País saca una noticia, relacionando al actual Presidente de la Diputación, y cabeza de lista al Congreso por el PP, con unas presuntas corruptelas. A nadie escapa que alfombras hay en todos los palacios, y que levantarlas o decir que se levantarán es una opción de limpieza innegable. Pero esgrimirla como arma arrojadiza puede significar que la misma piedra que se arroja venga a estamparse en la propia frente sin tardanza.