<-- ANUNCIO VW VOLKSWAGEN ANULADO A VENCIMIENTO -->

La desprotección de los hallazgos nazaríes en el subsuelo centro de Almería llega al Defensor del Pueblo




ALMERÍA HOY / 10·01·2019

El Defensor del Pueblo Andaluz se pregunta «¿cómo se van a proteger los hallazgos nazaríes encontrados en las obras subterráneas del Ayuntamiento de Almería?». Así, en los sucesivos Informes Anuales al Parlamento, al igual que con motivo de la elaboración de los Informes Especiales, la Institución ha querido contribuir al mejor desempeño de las actuaciones de los poderes públicos para la protección y puesta en valor de nuestra riqueza monumental, y en esta ocasión le toca a Almería.

«En el amplio escenario de intervenciones de este tipo que se producen a lo largo del territorio andaluz —explican desde el Defensor—, ocupa un lugar preeminente las acciones que posibilitan el efectivo disfrute de nuestro patrimonio cultural gracias a promover su conocimiento e investigación a través de las intervenciones arqueológicas «con el objetivo de que la investigación revierta en un aumento y cualificación del conocimiento histórico de nuestro pasado y presente», en los términos que afirma el Decreto 168/2003, de 17 de Junio (BOJA 134, de 15 de Julio), por el que se aprueba el Reglamento de Actividades Arqueológicas».

En el conjunto de actividades de protección de la riqueza arqueológica andaluza, las autoridades culturales ha venido desarrollando una importante labor de localización, descripción e investigación de las zonas que han acreditado este interés en el conjunto de elementos que componen el rico y variado Patrimonio Histórico Andaluz.

Así, en el caso de la ciudad de Almería, «hemos tenido conocimiento de unos hallazgos con motivo de las obras de construcción de infraestructuras de residuos y saneamientos en la calle Doctor Gómez Ulla, próximos a la antigua sede de correos. Según la información publicada, y a la falta de mayor información, los restos encontrados podrían responder a edificaciones o viviendas probablemente de tipo nazarí de los siglos XIV o XV. Se añade que tales hallazgos han sido comunicados a la Delegación de Cultura, si bien las aparentes informaciones indican que “la dirección de la obra restó importancia a estos restos siendo la intención municipal la de continuar con las obras para la instalación de cinco contenedores”».

«Más allá de esta reseña publicada, interesa conocer las medidas que se han adoptado por la autoridad cultural en orden a la delimitación, valoración y, en su caso, protección de estos hallazgos, así como las medidas que se pretendan acometer respecto de estos restos, por si fueran susceptibles de una determinada protección o, en su caso, las decisiones que se acometan sobre la continuidad de los trabajos municipales y su impacto en dichos hallazgos».

El Defensor prosigue: «Resulta de sumo interés conocer el resultado práctico de las disposiciones de la autoridad cultural sobre este hallazgo y su implicación con las obras de instalación que se están acometiendo. Por ello, hemos considerado oportuno proponer incoar queja de oficio al amparo del artículo 10 de la Ley 9/1983, de 1 de Diciembre del Defensor del Pueblo Andaluz, ante la Delegación Territorial de Cultura, Turismo y Deporte de Almería a fin de conocer:

1. Medidas adoptadas desde el hallazgo de los restos encontrados en la calle Doctor Gómez Ulla.

2. Labores de intervención que se hubieran realizado o calendario de intervenciones arqueológicas previstas, en su caso, sobre tales restos.

3. Acciones de control y seguimiento de la ejecución de las mismas.

Así mismo nos dirigimos al Ayuntamiento de su capital para conocer:

1. Estado del proyecto o de su ejecución de las instalaciones en el subsuelo sobre la delimitación del hallazgo en la calle Doctor Gómez Ulla.